Històries nocturnes, bogeria global, reflexions d'estar per casa, anècdotes amb suc, apunts d'actualitat i malaltia futbolera.


lunes, 3 de noviembre de 2008

Voy con Obama

Mañana puede ser un día histórico. Los Estados Unidos, el país que tenía escuelas distintas para blancos y negros hace cuarenta años, tendrá a un afroamericano de presidente. Es raro reducirlo a lo superfluo, a la raza, cuando Obama se ha convertido en un mito antes aún de ser elegido, pero lo que quedará con los años será el punto y final simbólico a la mayor lacra de los Estados Unidos: el racismo.


En estos años recientes en los que las democracias están dando grandes pasos hacia la total igualdad de derechos, con mujeres al poder en potencias como Gran Bretaña o Alemania o indígenas que por fin llegan a presidentes en Latinoamérica, Estados Unidos acoge por fin un presidente miembro de su minoría más emblemática. Obama no es descendiente de esclavos y no se ha criado entre bandas y disparos, su educación tiene más que ver con la de Kennedy que con la de Malcom X, por ejemplo, pero su discurso conciliador y su naturaleza mestiza le ha convertido en un símbolo que trasciende las tensiones típicas de Norteamérica. Tanto, que puede lograr victorias en los tradicionalmente carcas estados del mediooeste, hito que pocos candidatos demócratas habían logrado antes.

Obama sueña en un mundo mejor y muchos queremos creerle. No he oído muchas promesas como esa. De hecho, no es fácil prometer algo así, y menos en un contexto tan conservador como el de los Estados Unidos. Barack ha estado en los suburbios de Chicago, ha visto algunas de las realidades más duras del planeta, ha vivido en el cuarto mundo, el de los marginados dentro de las grandes ciudades, y habrá aprendido el potencial de conceptos como integración, educación o pobreza. A mi me vale más alguien así que un veterano de guerra, por mucho respeto que pueda tenerle a quién ha sido torturado en un campo de prisioneros.


Cambiar el mundo es un reto fascinante, una tarea complicada que Obama traslada a todos sus votantes igual como Kennedy arengaba a sus ciudadanos a preguntarse qué pueden hacer los americanos por su país. Se arriesga, sin embargo, a que las expectativas creadas se vuelvan contra él como se han vuelto en contra de Zapatero, porque aparece como salvador una vez el lobo ha marchado. Para empezar, la crisis que le habrá ayudado a ganar será su principal enemiga una vez jurado el cargo.

Le ayudará sin duda la dimensión actual de su personaje, que le dará cancha entre su votantes un buen tiempo si las cosas no van del todo bién. Pero también la crisis es una oportunidad para ser grande. Roosevelt es uno de los mejores presidentes de los Estados Unidos no por la Segunda Guerra Mundial sinó por su gestión de la Gran Depresión, de la que sacó al país. Roosevelt fue el líder decidido y arriesgado que necesitaron los Estados Unidos entonces, pero también fue víctima de algunos vicios de su tiempo.

Uno de los más simbólicos fue no querer recibir en la Casa Blanca a Jesse Owens, el atleta negro que ganó cuatro oros en los Juegos de Hitler. Owens había sido, con toda probabilidad, el primero de una larga lista de héroes negros de la categoría de Rosa Parks, Luther King o Muhammad Alí. Obama puede ser el último.

11 comentarios:

Kristian dijo...

Yo no entiendo como en Europa apoyan a una persona q defiende la pena de muerte y la posesión de armas (Hillary y McCain más de lo mismo), cuando se ha criticado tanto a EEUU x ello...

Germ dijo...

jo realment no crec en miracles, un negre a la casa blanca es inviable ara per ara, els americans cagats per la crsi no votaran a un negro (perque no ens enganyessim, son americans un NEGRO es un NEGRO i per a ells segueix sent el treballador de classe baixa i un dels principal lacres de les ciutats). Pero en fi, espero poder durme una grata sorpresa.

Sort al MoN!!

Pau dijo...

@Kristian

Buena. Puede que nadie se haya dado cuenta de ello. O que se de por descontado que es partidario de la pena de muerte, como la mayoría de sus paisanos.

@Germ

Ostres, pero creus en els sondeigs? El donen com a clar guanyador, eh? I pensa que no tots els Estats Units són Texas o Kentucky, no hi ha tan racisme com anys enrere.

Germ dijo...

Bah!! pero no crec que els Americans deixin els seus estalvis a un NEGRO. Tu li deixaries a un Marroqui que anes per president?? ja et faria una mica de cosa... no es el mateix, pero es semblant. I lo dels sondejos... no me'n fio ni un pel.

Germ dijo...

M'han sorprés!! America te ganes de canvi... acabarà assessinat com en JFK¿¿??

Anónimo dijo...

Canviar el món des del poder és fàcil.

Bush ho ha fet. Tot i que cap a malament.

Obama pot fer-ho també. Les coses no poden pintar més negres (ja, ja, ja, negres com l'Obama!), qualsevol canvi que faci serà cap a millor, per petit que sigui.

Es veu reflexat que les generacions que ara comencen a votar s'han criat idolatran a negres, i que el menyspreu i l'odi que abans era consubstancial a la raça ara és molt més difús.
Obama és deutor de Michael Jordan, Tiger Woods, Kobe Bryant, LeBron James i tota la resta d'esportistes que omplen les habitacions dels nens i adolescents.
(Vull dir, la diferència entre Kidd i Iverson no radica al color de la pell sino a l'equip que representen i a mèrits personals. Igual és amb Obama i McCain)

Dani

Pau dijo...

@Germ
Avui he escoltat vàries persones predir que el pelarien d'aquí res. Avui dia suposo que és més complicat que en temps de JFK, i no hi ha ni màfies a les que Obama deu diners, ni comunistes ni res. Els racistes són massa imbècils per pensar com carregar-se'l, i els empresaris cabrons, gordos amb puro no veuren perillar els seus beneficis especialment.

@Dani

Jo crec que encara hi ha racisme, però com n'hi ha a Espanya: a diversos nivells, i en alguns reductes amb molts més força que a d'altres. A molts llocs tenen dècadas d'història de multiculturalisme i immigració, però a d'altres no s'entén que un negre pugui tenir a les mans el destí de tot un país. Suposo que ha guanyat el primer sector. Encertes dient que han estat els joves els qui han fet Obama president: gairebé la totalitat d enous votants l'han votat a ell.

jordiv dijo...

Ahir a la nit vaig començar a ser conscient q el canvi era possible... malauradament quasi a les 3 de la matinada vaig caure mort de son i avui ja he desperatat amb obama president, sense poder gaudir de la victòria estat a estat (tot i q me la esperava més clara)! però la veritat és q estic il·lusionat... potser és excessiu pq ens cauen lluny i potser les relacions amb EUA no acaben canviat gaire vers l'exterior (al cap i a la fi, son yankees i sempre es miren sobretot el melic) però feia temps q no tenia aquesta esperança... bé, de fet, jo amb prou feines recordo el final de l'administració clinton i sbt la bush... així q suposo q és normal la alteració!
L'únic q em fa por es el q ha dit germ... q el pelin! esperem q no... i aviam si compleix mínimament expectatives
Com sempre, el temps dirà! Pau, no hi haurà nova entrada amb la victòria? jeje! Una abraçada!

Jordi, el nocturn malalt

Pau dijo...

Tinc vàries coses al cap per dir, però no he tingut temps en tot el dia. Si puc demà penjo alguna cosa!

És curiós la quantitat de gent que va seguir les eleccions d'un pais on no tenim dret a vot...

Anónimo dijo...

És que jo crec que Obama, proper com ha estat als yankies, també ens ha estat proper a nosaltres.

Tot i així, en tant que yankie, farà moltissimes coses amb les quals els d'aqui no estarem d'acord. Tancarà Guantànamo? Farà alguna passa cap a l'aboliment de la pena de mort a tot el país? Retirarà inmediatament les tropes (cosa que no va fer ni ZP!)? No siguem massa somiatruites, no pel sol fet d'haver un president negrata (you, modafacka, hiphop!) als USA tota la nació serà com Hollywood... ni com NY... ni com Chicago... ni com Seattle.

Ah, ni tindrem prou diners per anar-hi a veure-ho.

Barru

Anónimo dijo...

1) Por favor, esto lo solicito como un favor personal extensible a toda la humanidad: Obama NO ES AFROAMERICANO, HACE ALGO ASÍ COMO DOSCIENTOS AÑOS QUE SUS GENES LO FUERON POR PRIMERA Y ÚLTIMA VEZ. Obama es negro,¡¡¡¡NEGRO!!!

2) Zapatero no nos ha fallado. ¡¡Viva Zapatero!!!

3) Soraya, mi compañera de piso londinense-nipona que tiene por costumbre atizarse un par de vodkas para cenar de vez en cuando (no entraré en consecuencias) no vive ilusionada con la elección de Obama. La noche electoral afirmaba con total tranquilidad: no importa que lo elijan. Si sale elegido, lo matarán